Panticosa, película Eva.

El Pirineo, un lugar de película

by / 3 Comments

Un terrorista pretende hacer estallar un avión ruso, pero un temporal de nieve frustra sus planes y todos los ocupantes quedan aislados en un hotel de montaña, a 20 grados bajo cero. Así arranca Kamikaze, la primera película de Álex Pina, director de series de éxito como El barco o Los hombres de Paco, y protagonizada por Álex García, Verónica Echegui, Carmen Machi y Héctor Alterio, entre otros. Pero la estepa rusa de la película no es tal, la película se ha rodado este invierno en Benasque y otras zonas del Pirineo aragonés. Los actores rodaron a temperaturas bajo cero y aseguran haber pasado mucho frío, lo que en ocasiones les impedía vocalizar bien.

El Pirineo ha sido escenario de numerosas películas: de acción, épicas, cómicas, románticas, infantiles e incluso de ciencia ficción. Por Panticosa se paseaba el robot de la película Eva (dirigida por Kike Maíllo en 2011, protagonizada por Daniel Bruhl, Marta Etura y Alberto Ammann, y ganadora de 3 premios Goya), aunque hay que estar muy atento para reconocer los lugares, el lago por ejemplo, totalmente cubiertos de nieve. Las escenas del pueblo de la película se rodaron en Suiza, aunque allí había menos nieve.

Hemos visto Panticosa en otras películas, como Primer y último amor, dirigida por Antonio Giménez Rico en 2002 y protagonizada por Lola Herrera y Asunción Balaguer, entre otros actores. El antiguo y entrañable casino del balneario hacía las veces de residencia de ancianos, y era el lugar de reencuentro de una pareja sesenta años después de su amor adolescente. La película también tiene escenas rodadas en Jaca y el monasterio de San Juan de la Peña.

La estación de Canfranc (en los momentos previos a su inauguración) es uno de los escenarios de la película De tu ventana a la mía (2011), de Paula Ortiz. Un conmovedor drama con tres historias protagonizadas por Leticia Dólera, Maribel Verdú y Luisa Gavasa, en el que vemos la estación, algunos de los viejos trenes (como el de la foto de abajo) y los túneles y vías cercanos.

Canfranc. De tu ventana a la mia.
Canfranc tiene una vieja relación con el cine, desde la misma construcción de la línea férrea. El cineasta jaqués Antonio Tramullas, fallecido un año antes de la inauguración de la estación, ya grabó allí algunas imágenes que se custodian en la Filmoteca Española y la de Zaragoza. Allí se rodó también En brazos de la mujer madura (Miguel Lombardero, 1997), Passage des Pyrénées (Jean Paul Roig, 2001), Canfranc 1943 (Jesús Obón y Carlos Ondiviela, 2007) o Insensibles (Juan Carlos Medina, 2012).

Zhivago no estuvo en Canfranc
A riesgo de decepcionar a algunos, hay que desmentir una extendida creencia: Doctor Zhivago, la película de David Lean (1965) protagonizada por Omar Sharif y galardonada con 5 Oscar, no se rodó allí. Probablemente la confusión venga del rodaje de un anuncio del sorteo de Lotería de Navidad, con el famoso ‘calvo de la lotería’, que tenía de fondo una de las canciones que Maurice Jarre compuso para Doctor Zhivago. Sí se filmó parte de la película en España, pero fue en Soria, en la presa de Aldeávila (en la frontera con Portugal) y en Madrid, en la estación de Delicias y otros lugares.

El Castillo de Loarre fue el principal escenario de la superproducción norteamericana sobre las Cruzadas El reino de los cielos (Kingdom of Heaven) (2005), del director Ridley Scott y con Orlando Bloom, Liam Neeson y Jeremy Irons, entre otros actores. Muchos vecinos del pueblo trabajaron como extras y las inmediaciones del castillo se convirtieron en una villa medieval. Pero esa no ha sido la única película rodada allí: en Loarre también se desarrollaba Valentina, la adaptación de Crónica del alba de Ramón J. Sender, rodada en 1982 y protagonizada por Jorge Sanz cuando era un niño, además de Anthony Quinn en el papel de cura.  Rafael Moleón grabó en el castillo de Loarre y su entorno la película infantil El niño invisible (1995). Y más recientemente, en 2006, se rodó allí Miguel y William, con Elena Anaya y Juan Luis Galiardo.

El Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido fue el lugar escogido para rodar Tres mil metros (2011), una road movie en escenarios de alta montaña. Y los Mallos de Riglos protagonizaron algunas escenas de la película Tata mía (1986) del recientemente fallecido José Luis Borau.

Ansó y Las Tiesas Altas, dos pueblos del Pirineo aragonés, fueron el lugar escogido para rodar Que se mueran los feos, la comedia dirigida por Nacho G. Velilla en 2010 y protagonizada por Javier Cámara, Carmen Machi, Juan Diego, Tristán Ulloa, Ingrid Rubio y Julián López.

Las Tiesas. Que se mueran los feos

Julián López y Javier Cámara en ‘Que se mueran los feos’, en Las Tiesas Altas.

Otros escenarios pirenaicos han sido la comarca del Sobrarbe (Huesca) donde Daniel Calparsoro rodó en 2001 Guerreros, protagonizada por Eduardo Noriega. El pueblo abandonado de Jánovas hizo las veces de localidad kosovar en la película. En Montgarri, un pequeño pueblo casi despoblado del valle de Arán, se rodaron varias escenas, como la de un tanque volcado en el río. Y en los alrededores se grabaron las escenas de refugiados andando por carretera.

Tomorrow never dies (El mañana nunca muere), película de James Bond. Rodada en 1997, incluye unas breves imágenes de una persecución aérea que sobrevuela el macizo de la Maladeta y otras rodadas en una tienda de armas, en Hautes-Pyrénées, en Francia. Baqueira acogió Gran Slalom, una película de 1995 protagonizada por Juanjo Puigcorbé, en la que también se ven algunos lugares de los alrededores, como la carretera del puerto de la Bonaigua.

También ha habido hueco en el Pirineo para el cine infantil, de dibujos animados. Anjé (2002) cuenta la historia de un pequeño pueblo pirenaico iluminado solo con velas al que por fin puede llegar la luz eléctrica. Y, como no, para los documentales: ¿Por qué dixamos o nuestro lugar? (¿Por qué dejamos nuestro pueblo?), rodado en aragonés con subtítulos en castellano, cuenta la triste historia de los habitantes de Jánovas que tuvieron que dejar su casa por la futura construcción de un pantano que jamás llegó a hacerse. Otro documental, Monsieur Briet, pirineista, narra la historia del fotógrafo francés Lucien Briet, autor de algunas de las mejores imágenes del Pirineo, sus paisajes y sus pueblos.

Pero esto no es todo. Ya hay previstos nuevos rodajes. La celebración del festival Pirineos Sur (del 12 al 28 de julio) servirá este año para rodar una película, Muchos pedazos de algo, del colectivo Outcast Film Makers, sobre un grupo de jóvenes llenos de dudas y sin perspectivas de encontrar trabajo. Y también está planificada la película basada en la novela El guardián invisible, de Dolores Redondo, con escenarios en el Pirineo navarro (el valle de Baztán y alrededores) y aragonés (Aínsa). Huesca Film Office ha hecho su propio corto para promocionar localizaciones de película, con muchos de los sitios que ya hemos citado anteriormente. Te invitamos a ver el tráiler.

Viaje al Pirineo News


ARTÍCULOS RELACIONADOS
3 Respuestas
  1. ARACELI

    Es cierto! !! Me han venido a la cabeza casi todas ellas y si. Muy bueno! ! Enhorabuena! !!

    jun.24.2013 at 21:28
Trackbacks for this post
  1. Jánovas, the evicted village aiming to reborn – Part II | AragonValley
  2. Jánovas, el pueblo desahuciado que quiere rebrotar – Parte II | AragonValley
Deje un Comentario

Current day month ye@r *